Peleón hasta el final


El Alavés se clasificó ayer para la final de copa ante el Barcelona tras ganar 1-0 al Celta.

Los de Mauricio Pellegrino se armarón de valor y salieron enchufadísimos, tal vez parte culpa la tuviera el entrenador y el video motivador que les puso de sus familias.
El equipo vasco plantó cara al Celta jugando de escándalo y borrando del mapa a su rival, Edgar Méndez anotó el solitario gol para el triunfo albiceleste, el cual merecido por supuesto.

Los más de 19.000 aficionados que se dieron cita en el coliseo alavesista levantaron los brazos al mismo tiempo que varias tracas de fuegos artificiales pusieron color a una fría noche vitoriana que cogió temperatura en otro momento histórico de la institución vasca.
Muchos de aquellos seguidores que hace 16 años eran muy jóvenes cuando el Deportivo Alavés fue protagonista junto al Liverpool en Dortmund de una de las finales más grandes que se recuerdan en la historia de la Copa de la UEFA, hoy han entonado cánticos para celebrar el pase de su equipo a su segunda final en 96 años de vida.
Entre varios de estos vítores resonaron con fuerza, entre otras canciones, el "sí, sí, sí, nos vamos a Madrid", sobre todo desde el Fondo Polideportivo, donde se encuentran las peñas de "Iraultza 1921", a las que siguieron todo el estadio, también al ritmo de las canciones que pusieron por megafonía.


0 comentarios:

Publicar un comentario